Actualidad

De chica rata a modelo de Chanel: ¿quién dice qué es bello?

De chica rata a modelo de Chanel: ¿quién dice qué es bello?

En la escuela la llamaban la rata. Los vecinos le decían alienígena. Hoy Molly Bair es una de las modelos preferidas de Prada, Gucci y Chanel. Ella dice que siempre se sintió sola y que por ser distinta sufrió durante toda la infancia. ¿Se pueden usar los supuestos defectos como un arma a favor? ¿Ser la oveja negra nos hace más fuertes? ¿Quién dice qué es lo bello? ¿El futuro será de “los raros”?

Por Leila Sucari

Ojos y orejas gigantes. Piernas y brazos larguísimos. Cara de nena perversa y actitud de adolescente punk. Los compañeros de la escuela cargaban a Molly y la excluían de todos los juegos. “Sos un monstruo, un demonio, un alien, una rata espantosa”, le decían. La niña creció en Filadelfia, pasaba la mayor parte del tiempo sola y sufría en silencio las burlas de sus pares. Imaginaba su vida recluída, escondiendo su cuerpo por temor a la mirada ajena que siempre la había castigado. Pero un día, mientras caminaba por un mercado en Nueva York, un “cazador de talentos” vio en ella un atractivo único y la convocó para que modelara. Así, en menos de un año, la joven adolescente desfiló en Milán para Prada y en París fue contratada por Dior, Chanel, Giambattista Valli y otras grandes marcas de alta costura. “Pienso que la belleza real proviene de lo único. Ser feliz y estar seguro de uno mismo es genial”, dice hoy la chica rata devenida estrella de las pasarelas.

La belleza o fealdad depende de cada lugar y momento histórico. Hubo una época donde mujer hermosa era sinónimo de voluptuosidad: caderas anchas, traseros prominentes y pechos turgentes asomándose de un apretado corset. Después llegó la era de las flacas: cuerpos esbeltos sin un gramo de grasa, cinturas de avispa y facciones sutiles. La “perfección” física cambia todo el tiempo, lo que ayer era considerado desagradable hoy es vanguardia.

En este video de tres minutos, la plataforma BuzzFeed resume los once estereotipos de cuerpo femenino a lo largo de los últimos tres mil años.

El caso de Molly demuestra una vez más cómo lo que para muchos puede ser objeto de burla y desagrado, para otros es sinónimo de belleza y admiración. El mundo de los llamados Models Freaks va ganando terreno. Se trata de gente que es reclutada por salir del estándar tradicional. La idea es proponer otra fisionomía dentro del mercado publicitario y destacar los rasgos supuestamente feos como atributos de individualidad.

“El cuerpo humano es una cosa extraña y hermosa”, dice Gracie Hagen, la autora del proyecto Illusions of the body, una serie de fotos que demuestra que, a la hora de decidir si una persona es o no atractiva, la actitud lo es todo. La seguridad en la manera de pararse, la mirada desafiante y la espalda erguida, cambian completamente la imagen. La misma persona puede ser seductora o repulsiva. ¿Conclusión? No existe la belleza en términos abstractos. No es una definición que corresponde a medidas y estándares prestablecidos, sino que se construye con personalidad, postura y actitud frente al mundo. La gente puede aparecer extremadamente atractiva y dos segundos después transformarse en algo muy diferente”, asegura la fotógrafa.

Los “lindos” y convencionales dejan de llamar la atención y pasan de moda. Lo cierto es que la rubia de medidas perfectas y cara insulsa aburre cada vez más. La repetición de figuritas iguales anestesia la mirada. En cambio, los raros vienen a reoxigenar el ambiente. Lo distinto produce nuevas sensaciones y cuestiona los estereotipos y exigencias absurdas del mercado. Chicas andróginas como Érika Linder y modelos de piel manchada como Winnie Harlow, conquistan el universo de la moda y sorprenden al mundo, demostrando que lo feo es sólo una cuestión de perspectiva. Se viene el reinado de los rasgos prominentes y la extravagancia, donde vale todo. Los otros, aquellos que siempre fueron dejados de lado, los excluídos, toman revancha y ocupan lugares que hasta hace poco eran imposibles. ¿Seremos capaces de cambiar la mirada y comenzar a ver belleza donde antes veíamos defectos? Como dice Fito Paez, es sólo una cuestión de actitud.

Más de Actualidad

electrodependiente portada

Electrodependientes: apenas el 10% logró tramitar el servicio vital y 6 provincias aún ni adhirieron a la ley nacional

Gonzalo Bañez Villar @gonzabanez22 may 2018
taxi uber portada

Taxis vs Uber: Una historia de espías improvisados, pasajeros infiltrados y denuncias por creciente violencia

Nicolás de la Barrera @NicodelaBarrera21 may 2018
Trata de personas 2

Los verdaderos métodos que utilizan las redes de trata para captar chicas

Agustina Rinaldi @agustirinaldi14 may 2018
familiares

Reclamos, indignación e historias conmovedoras, a 10 meses de la tragedia de Soul Dance

Mauro Fulco @maurofulco25 abr 2018
lazaro portada

Qué declararon Tevez y Heinze sobre los depósitos a los hijos de Lázaro Báez en Suiza

Karina Poritzker @karipori119 abr 2018
colectivos portada

Desde hace más de 3 años que todos los colectivos debían tener cámaras, según normas provinciales vigentes

Esteban Trebucq @trebuquero17 abr 2018
oyarbide portada

Oyarbide y una red de amigos y autos de lujo de su novio, en la mira por enriquecimiento

Karina Poritzker @karipori116 abr 2018
incubadora portada

¿Fetos en incubadoras? Cuán inviable es la polémica “alternativa” para evitar la legalización del aborto

Agustina Rinaldi @agustirinaldi09 abr 2018
dibujo portada

“Vi a mi mamá en esa foto”, dice el dibujante que conmovió a todos con su imagen sobre Malvinas

Mauro Fulco @maurofulco02 abr 2018
socorristas tapa

Socorristas: Cómo son las redes que acompañan a las mujeres que buscan abortar de forma segura

Nicolás de la Barrera @NicodelaBarrera02 abr 2018

Compartir con un amigo