Actualidad

Argentina, nación mascotera

Argentina, nación mascotera
Quena Strauss

Argentina es el país más “bichero” de América Latina y alrededor de nuestros perros, gatos, cobayas, hurones y demás se mueve un increíble mercado que no para de crecer. Y que también tiene su lado B. Enterate. 

Hay gente a la que los animales no le llaman la atención, otros a quienes los “bichos” sólo les gustan en la infancia y otros más  a los que –como en mi caso- los animales les gustan desde siempre y para siempre.  Cuises, conejos, perros, gatos, canarios, peces, tortugas, palomas, lagartijas y hasta venerables sapos han sido mis compañeros de ruta desde que tengo memoria. Pero no soy la única: en Argentina, cuentan las estadísticas, convivimos 40 millones de humanos con 10 millones de perros y 3 millones de gatos.

En casi el 80% de los hogares, según la Encuesta Nacional de Mascotas organizada por  la consultora Millward-Brown, hay al menos una mascota, lo que nos coloca por delante de Chile, México, Brasil y Colombia en materia de pasión bichera. ¿En calidad de qué los tenemos? ¿Qué lugar ocupan en nuestro corazón? Para el 30% de los encuestados son “un miembro más de la familia”, mientras que para el 15% sus bichitos son, técnicamente, “un hijo”.

Coherentemente con esto,  70% de las veces ese animalito comparte residencia con sus cuidadores humanos. Esto es, no se trata de seres acotados al proverbial “fondo” sino que, en tiempos de departamento y PH, nuestras mascotas no sólo son parte de la familia sino que se comportan como tales, apoderándose descaradamente de camas, sofás anche alfombritas del baño. Sé de qué hablo: desde hace un año y medio vive en mi casa una cachorrita que se instala allí a controlarme mientras me ducho (a ver si todavía voy, y me escapo!)

Desde hace algunos años, por lo demás,  cada ciudad de la Argentina ha comenzado a lucir las marcas inequívocas de la “pasión bichera”, expresada en un número creciente de locales para mascotas (que la tilinguería insta a llamar “pet shops”), sitios en donde bañar, peinar, cortar las uñas anche vestir a la moda al perrito de turno, una oferta cada vez más sofisticada en materia de servicios. Estos incluyen paseos, spas, pensionados “boutique”,  organización de cumpleaños, servicios específicos de fotografía y siguen las firmas.

Mascotas 2

Será que nuestros amigos peludos son una parte más de nuestros afectos, como señala Adriana Guraieb, psicoanalista y miembro de la Asociación Psicoanalítica Argentina (APA). Según ella,  “muchas veces la vida se encarga de hacernos conocer el dolor, la decepción, la pérdida de una relación, etc. Estas situaciones  influyen activamente para que una persona cambie su carácter, incremente su desconfianza o inicie un proceso de aislamiento social: se van quedando solos por miedo a volver a sufrir. Y es precisamente  en estos casos especialmente recomendable hacerse de una mascota porque es un poderoso antídoto contra la soledad”, destaca.

Y agrega que “las mascotas están siempre y son afectivas. Más aún: en algunos países no les llaman mascotas, sino animales de compañía. Y el circuito de beneficios continúa pues el humor comienza a cambiar, la alegría de la mascota se les contagia, la sonrisa vuelve al rostro, y se comienza a salir más o con el animalito o a buscarle comidas, juguetes, etc, lo cual incrementa el contacto con el mundo”.

¡Si lo sabremos! En Buenos Aires, por caso, acaba de publicarse  la primera guía de locales pet friendly, con las direcciones de todos esos sitios a los que se puede ir acompañado por un perro o un cifuz sin que el camarero nos invite a retirarnos. No es casual: hoy, los dueños de mascotas invierten en ellas una suma mensual para nada despreciable, contando alimento, veterinaria, paseador y chiches varios, y muchos dueños de locales gastronómicos han advertido que aquel viejo cartel de “Prohibido entrar con animales” hoy es por demás “pianta-clientes”.

Tampoco eso es casual: en Buenos Aires, al menos, casi un millón de personas viven en hogares unipersonales y para casi la mitad de ellos (47%) la presencia de un animalito les garantiza compañía y calor de hogar. “Yo, desde que tengo a Simón, salgo a caminar todos los días a la mañana temprano para pasearlo, cosa que de no tenerlo a él te aseguro que no haría”, comenta Mercedes, una vecina de Flores que de la mano (¿o de la pata?) de Simón, su labrador, descubrió que podía caminar quince cuadras sin cansarse. “Incluyendo sábados y domingos”, aclara.

¿Será que estamos dispuestos a hacer lo que sea por nuestros familiares peludos? Definitivamente. La tenencia responsable de un animalito implica, en la práctica, unas cuantas incomodidades, empezando por pelos, ladridos y maullidos y terminando por postergar o perder unas  cuantas cosas: viajes, salidas anche algunos amigos o parientes  mal dispuestos a compartir un rato (¡y el sillón!) con nuestro gato o pichicho.

El lado B de todo esto es, también  múltiple y va desde el abandono o el sacrificio de animalitos al cabo de un tiempo (por lo general, cuando dejan de ser cachorros “divertidos” o  se convierten, como todos, en viejitos achacosos)  hasta el infame comercio montado en torno de los criaderos irresponsables.  Esto es permanentemente denunciado por las protectoras de animales, para las que detrás de muchos cachorros encantadores hay una perra obligada a embarazarse de por vida y a parir –literalmente- hasta morir. De allí el pedido resumido en el lema “Adoptá,  no compres”.

En el caso de los animalitos abandonados a su suerte, se estima que sólo en Buenos Aires hay casi medio millón de perros a la deriva. Esto es: sin comida asegurada, sin atención médica y, en caso de las perritas, expuestas a embarazos a repetición. ¿Cómo se puede ayudar en esos casos? Hay decenas de modos. Algunos son tener en casa los teléfonos de alguna protectora especializada en rescates, ofrecerse como hogar de tránsito, ofrecerse como voluntario para alimentarlos, bañarlos, transportarlos y demás; colaborar con estas instituciones (ni siquiera hay que moverse de la silla para poder, vía Web, desde donar hasta compartir fotos de animales en adopción); participar de las colectas y actividades de recaudación que organizan regularmente, etc.

Mascotas 3

Porque después de todo, y como bien decía el célebre Anatole France, “hasta que no hayas amado a un animal, una parte de tu alma estará dormida”. La buena noticia es que, en nuestro país, cada vez más personas se animan a despertarla y a abrirle la puerta de sus vidas a un bicho que posiblemente dé mucho trabajo y genere gastos. Pero capaz también de producir en tu vida una verdadera revolución amorosa de la que no hay vuelta atrás. Por suerte.

Para saber más:

* http://guiapetfriendly.com/

* http://www.elcampitorefugio.org/

* http://www.buenosaires.gob.ar/mascotas

* http://perritosdevillegas.org.ar/adopciones_cachorros.html

 

 

 

 

 

 

 

 

Actualidad

Más de Actualidad

Macri causas

Las causas judiciales contra Macri y su gabinete que más rápido se cerraron en Comodoro Py

Karina Poritzker @karipori117 oct 2018
breide obeid portada

Exclusivo: Habla Breide Obeid, el abogado que intentó impedir un aborto legal, de la mano de Obarrio

Mauro Fulco @maurofulco09 oct 2018
comisaria

Luces y sombras, a tres meses del traslado de las comisarías porteñas

Mauro Fulco @maurofulco04 oct 2018
magnano alejandra

“Una irrupción fuerte en un allanamiento por trata es un riesgo alto”

Karina Poritzker @karipori102 oct 2018
discapacidad en riesgo

Incluir Salud: Miles de familias ven peligrar el programa estatal para personas con discapacidad

Nicolás de la Barrera @NicodelaBarrera18 sep 2018
madariaga 1

En una escuela técnica de Madariaga, chicos de 16 crearon la tricicleta de la felicidad

María Julia Oliván @mjolivan13 sep 2018
bonadio

Round para Bonadio: Lo ratifican en la causa Cuadernos, aunque analizan una queja de CFK

Karina Poritzker @karipori111 sep 2018
rubinstein maulen sifilis

Mientras se triplicaron los casos de sífilis, renuncia un funcionario clave entre rumores de recortes

Candela Martín @candimartin_05 sep 2018
mural moreno

A un mes de la tragedia: Qué pasó en la escuela de Moreno, donde aún no hay clases

Mauro Fulco @maurofulco31 ago 2018
szpolski portada

Cuadernos: Cómo Szpolski quedó pegado en la trama de corrupción

Karina Poritzker @karipori130 ago 2018

Compartir con un amigo