Género

Es modelo, pesa 115 kilos y posa desnuda para dibujantes y fotógrafos contra los cuerpos hegemónicos

Es modelo, pesa 115 kilos y posa desnuda para dibujantes y fotógrafos contra los cuerpos hegemónicos

Eliana Cristaldo tiene 23 años y logró hacer campañas de marcas under, gracias a que la descubrió una fotógrafa influencer en las redes. Sin buscarlo, cuestiona los cánones de belleza establecidos y disfruta de su cuerpo sin restricciones. Qué dice su médico. Talleres de pintura, lencería y actitud.

 

Vivimos en un mundo contaminado por el deber ser. Cada sociedad es distinta, pero todas tienen algo en común: un modelo estético hegemónico. Las publicidades, a las que no siempre les prestamos demasiada atención, imponen valores estéticos que, sin darnos cuenta, tomamos como metas. El mercado tampoco ayuda. Cada vez que entramos a una tienda con el objetivo de comprar una prenda, implícitamente, nos están marcando cuánto debemos pesar y cómo debemos vernos. ¿No te entra el jean de moda? Estás out.

eliana 3

Ph: @misscomplejo en Instagram.

Si bien muchas mujeres se marean y hacen hasta lo imposible por intentar alcanzar el canon de belleza actual, otras reivindican su derecho a ser y verse como realmente desean más allá de la opinión ajena. Esta es la postura de Eliana Noelia Cristaldo (23), una estudiante de psicopedagogía que se puso un objetivo claro: demostrar que todos los cuerpos son bellos, sin importar sus dimensiones.

Ella admite que no fue fácil aceptarse y que, en más de una oportunidad, pensó en buscar esa figura delgada de la que todos le hablaban pero luego decidió mantenerse fiel a sí misma y animarse a más. Y lo hizo subiendo sus fotos a las redes.

eliana 2

Ph: Victoria Canonne.

A Eliana la empezaron a contactar -y contratar- cuando una fotógrafa que retrata cuerpos de mujeres desnudas, Nadia Bautista, más conocida en el mundo 2.0 como @misscomplejo subió sus fotos a su cuenta de Instagram. Ella considera que esa publicación fue un “trampolín”. A partir de ese momento, comenzó a trabajar con distintos fotógrafos y artistas plásticos. Hasta hizo una producción para una marca under de lencería, Cygnus Lingerie. También, aceptó posar para marcas alternativas con talles inclusivos a cambio de prendas.  

El cuerpo de Eliana siempre fue “gordo” pero, a pesar de las exigencias de su entorno, luchó por mostrarse tal como es. “Nunca lo vi como algo feo, ni pensé en ocultarlo. De chica, tuve que convertirme en un varón más. Era la más alta de todas y jugaba a la pelota. Si me ponía en el rol de nena, siendo gorda, había más chances de que me cargaran. Fue un modo de protegerme”, expresó y, sobre la primera vez que sintió que su cuerpo no encajaba con el estereotipo deseado, contó: En la primaria empecé a tener problemas con la ropa. Ese fue el primer choque con la realidad. Lo que usaban las chicas de mi edad no me entraba. No iba al shopping, mi mamá me insistía pero yo sabía que nada me iba a entrar. A los 14, empecé a usar ropa de señora. Me vestía con prendas que no me gustaban, pero tenía que usar algo. No me quedaba otra, no quise cambiar mi vida por entrar en un pantalón”.

eliana

Ph: @misscomplejo en Instagram.

A Eliana siempre le llamó la atención la fotografía. En uno de los tantos cursos que realizó, se enamoró de los desnudos artísticos. Por un momento, dejó de lado su cámara y pidió que la fotografiaran a ella sin saber que, al comenzar a mostrar su cuerpo, generaría un impacto. “No empecé a compartir mis fotos desnuda pensando que estaba transformando algo de esta realidad, fueron los otros los que empezaron a decirme ‘qué bueno que hacés esto, que te animás a mostrarte’. Ahí me di cuenta de que lo que para mi es normal y cotidiano, para otras personas es impensado. ¿Por qué me veían como un ser extraño?”, reflexionó Elliana y, sobre la mirada de los otros, añadió: “Si bien muchos me felicitaron, otros no entendían por qué me mostraba. ‘¿Con qué necesidad?’, me preguntaban. Está a la vista: mi cuerpo nada tiene que ver con el modelo estético esperable, no suele mostrarse, no es lo políticamente correcto… Pero hay que romper con eso. Un cuerpo gordo también es bello”.

Luego de verla posar –segura y pícara- ante las cámaras, un dibujante le propuso ser modelo viva. ¿Qué significa esto? Posar desnuda ante los artistas con un objetivo claro: que la interpreten a través de sus trazos. En cada sesión de dibujo, Eliana posa 45 minutos.

eliana 1

Ph: Ana Harff.

¿Cómo fue la reacción de los presentes al ver a la modelo que dibujarían? La esperable: de sorpresa. “Para ellos yo era lo exótico. Las modelos que habían posado antes eran flacas. Al verme, muchas mujeres se sintieron a gusto. Mi cuerpo es más cercano al de ellas, es real. Fue un desafío para los dibujantes”, contó la estudiante de psicopedagogía y confesó cuál es su reacción al verse dibujada por diferentes artistas: “Los dibujos son muy diferentes entre sí, pero en todos soy yo. Me siento atravesada por la mirada del otro y me gusta. Si yo estoy contenta o triste, se nota. Es mágico”.

Hoy, organiza sus propios encuentros de dibujo: las Jam Session. En estas jornadas, mientras posa para los dibujantes, las bandas invitadas tocan su música. También, la invitan de los encuentros abiertos de dibujo que suelen realizar las escuelas de arte con modelos vivas.

eliana 7

Ph: Maximiliano Migueles.

Eliana pesa 115 kilos. No tiene ningún prurito con el número. Según su médico, al medir 1.68 metros, debería pesar 60. Sin embargo, los estudios le dan bien. Está saludable. A diferencia de lo que muchos pueden llegar a pensar con tan solo verla, ella se siente “segura, empoderada y plena”. No se siente intimidada por la mirada del otro, disfruta de sentir su cuerpo sin restricciones. A diario, invita a las otras mujeres a que se quieran como son y a que no estén pendientes de lo que los demás esperan de ellas. Si te quedás con la mirada del otro y con lo que dicen, siempre vas a sentir que te falta algo. Complacer a los demás hace mal, terminás vaciándote”, explicó Eliana y, sobre cómo encarar un verdadero cambio, agregó: “Si querés conseguir eso que no tenés, buscalo con amor, desde un lugar sano. Quererse es lo primero, quererse bien. Todo cambia cuando elegís mantenerte fiel a vos misma”.

 

Foto de portada: Luli de la Torre.

Click to add a comment

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Género
Agustina Rinaldi @agustirinaldi
@agustirinaldi

Me llamo Agustina Rinaldi, soy periodista 2.0 de la revista Paparazzi y colaboradora externa en el diario La Nación. En el pasado, escribí sobre moda en Punta del Este Magazine y sobre vinos en publicaciones comerciales. Soy feminista (cursando una maestría de Estudios de Género). Amante de los gatos y la poesía.

Más de Género

juani portada

Chicos trans: Cuánto sale y cómo son las cirugías para convertirse en varón

Agustina Rinaldi @agustirinaldi06 jul 2018
mozas portada 2

Efecto propina: Mozas, entre el acoso del cliente y el abuso del empleador

Laura Marajofsky @lu_watermelon29 jun 2018
niunamenos adolescentes portada

Hay esperanza: Adolescentes que marcharon y trabajan desde el cole contra el machismo

Agustina Rinaldi @agustirinaldi05 jun 2018
penitenciario portada

Los penitenciarios dejarán sus armas en el trabajo para disminuir la violencia familiar

Mauro Fulco @maurofulco31 may 2018
Transplante de utero 5

Trasplante de útero: Una revolucionaria innovación científica para quienes sueñan con ser madres

Agustina Rinaldi @agustirinaldi23 may 2018
Trata de personas 2

Los verdaderos métodos que utilizan las redes de trata para captar chicas

Agustina Rinaldi @agustirinaldi14 may 2018
vasectomia portada

Por cada 13 mil mujeres que se ligan las trompas, apenas 97 varones se hacen una vasectomía

Natalia Gelós @nataliagelos09 may 2018
THE HANDMAID'S TALE -- The drama series, based on the award-winning, best-selling novel by Margaret Atwood, is the story of life in the dystopia of Gilead, a totalitarian society in what was formerly part of the United States. Facing environmental disasters and a plunging birthrate, Gilead is ruled by a fundamentalist regime that treats women as property of the state. As one of the few remaining fertile women, Offred (Elisabeth Moss) is a Handmaid in the Commander’s household, one of the caste of women forced into sexual servitude as a last desperate attempt to repopulate a devastated world. In this terrifying society where one wrong word could end her life, Offred navigates between Commanders, their cruel Wives, domestic Marthas, and her fellow Handmaids – where anyone could be a spy for Gilead – all with one goal: to survive and find the daughter that was taken from her. (Photo by: Take Five/Hulu)

Por qué The Handmaid’s Tale es la serie feminista del momento

Alejandra Casal @alitacasal24 abr 2018
feminismo light

Feminismo light: Cuando el machismo invisible ataca entre nosotras

Agustina Rinaldi @agustirinaldi20 abr 2018
incubadora portada

¿Fetos en incubadoras? Cuán inviable es la polémica “alternativa” para evitar la legalización del aborto

Agustina Rinaldi @agustirinaldi09 abr 2018

Compartir con un amigo