La Estrella de Belén es un fenómeno astronómico que implica la conjunción de los dos planetas más grandes del sistema solar, Júpiter y Saturno, y que tuvo lugar este lunes 21 de diciembre. Se trata de un evento que no se daba (con esta claridad) desde hacía ocho siglos.

“Rompan todo”: Una visión incompleta del rock latinoamericano desde los años ’50

En la Argentina, el fenómeno se vio a las 20:45, pero producto del coronavirus, no se convocó a su contemplación desde espacios como El Planetario.

El evento, denominado también «La Gran Conjunción», fue descripto del siguiente modo por el astrónomo de la NASA Henry Throop: «Podemos imaginar el sistema solar como una pista de carreras, con cada uno de los planetas como un corredor en su propio carril, y la Tierra hacia el centro del estadio (…) Desde nuestro punto de vista, podremos ver a Júpiter en el carril interior, acercándose a Saturno durante todo el mes, y finalmente adelantándolo el 21 de diciembre«.

Aunque las posiciones de Júpiter y Saturno se alinean cada 20 años, la diferencia en esta ocasión este que hacía 400 años que los planetas no pasaban tan cerca entre sí. Además, hacía 800 años desde la última vez que sucedió de noche. Según se reveló, un fenómeno similar no ocurrirá hasta el 15 de marzo de 2080.

Velorio de Maradona: la interna de Seguridad detrás del escándalo en Casa Rosada

Jupiter es el planeta más grande del sistema solar, y tarda 12 años en dar la vuelta al sol. En tanto, Saturno demora 29 años en hacerlo.

Así reflejaron los usuarios de redes sociales el fenómeno astronómico llamado «Estrella de Belén»