Sergio Massa, el nuevo ministro de Economía, designará este viernes a Gabriel Rubinstein como su segundo en la cartera de Hacienda. Ocupará el puesto de secretario de Programación Económica, teniendo una fuerte influencia sobre las tratativas con el Fondo Monetario Internacional (FMI) y otros organismos internacionales.

“Lo urgente e importante en Argentina es terminar con el desequilibrio fiscal, mejorar la credibilidad interna y externa (importante desde lo político) para fortalecer reservas y mantener un endeudamiento responsable”, esbozó el economista tras la asunción de Massa como nuevo responsable de la economía del país.

Leé también: Éxodo argentino: más de 200 personas por día emigran del país

A pesar de su exitosa actualidad como consultor privado de Finanzas con su propia firma – GRA Consultora-,  Rubinstein ya se había desempeñado en el sector público entre 2002 y 2005, estando al frente del Banco Central de la República Argentina en la gestión de Roberto Lavagna.

Hace apenas tres días, también fue entrevistado en una radio de Pilar, Buenos Aires, donde aseguró que “el escenario inflacionario puede mejorar con la asunción de Massa”. Y agregó: »Puede haber un escenario de mejoras y pasar de una inflación del 7% a una inflación del 4% en los próximos meses, lo que mejoraría también el contexto electoral’

Además de sus trabajos de consultoría, Rubinstein fue director ejecutivo de la Bolsa de Comercio de Buenos Aires y coordinador general de Estudio Broda. Por otro lado, también brinda conferencias sobre economía, finanzas y calificación de riesgo en diferentes países de América, entre ellos Argentina, Brasil y Estados Unidos, entre otros. Además, escribió diversos artículos y columnas en diarios, revistas y medios económicos; elaboró papers académicos y escribió un libro llamado “Dolarización, Argentina en la Aldea Global” (1999).

Leé también: Investigan a organizaciones sociales jujeñas por planificar atentados

Tras conocerse el nombre de Massa para el manejo de la Economía, Rubinstein también aseguró que “bajo estas condiciones, la inflación podría comenzar a estabilizarse en niveles razonables. Caso contrario, el riesgo hiperinflacionario seguirá tocando la puerta, y cada vez más fuerte”.

Hasta el momento, no existe una confirmación oficial sobre el nuevo cargo que ocupará Rubinstein, pero su asunción está casi confirmada para esta tarde. Incluso, esta no es la primera vez que Rubinstein está cerca de ocupar un cargo similar. Durante la transición entre Mauricio Macri y Alberto Fernández, Guillermo Nielsen tenía en mente a Rubinstein como colaborador en algún cargo ante su posible llegada al Ministerio de Economía. Finalmente, esta posibilidad se vio frustrada y Nielsen se quedó con la presidencia de los Yacimientos Petrolíferos Fiscales (YPF).

 

Además:

Cuántos usuarios recibirán aumentos en sus facturas a pesar de haber pedido los subsidios energéticos