Este martes por la madrugada, en el Sanatorio Finochietto, sucedió un hecho inédito y paranormal. Un guardia de seguridad fue observado por las cámaras del establecimiento mientras tomaba los datos «al aire», en lo que parecía tener una charla con una persona, invisible para las cámaras.

Incluso, el guardia se ofreció a trasladar en silla de ruedas a esa persona que observaba. Finalmente vuelve a su puesto de trabajo, dejando la silla a un costado.

 

Horas después, preocupado por la permanencia de esa persona en los pisos superiores, el guardia llamó al personal médico y consultó sobre el aparente paciente. Los profesionales le afirmaron que no llegó ninguna persona en toda la noche. Al revisar los datos tomados por el seguridad, coincidieron con los de un paciente que había fallecido el día anterior en el Sanatorio Finochietto. Creer o reventar.

 

Leé más notas acá:

Insfrán dijo que Vidal tiene un “retraso mental” y Juntos salió a repudiar los dichos

Qué es la gastritis erosiva, el cuadro que padeció Alberto Fernández antes del G20

ARA San Juan, cinco años de la tragedia: «El resultado quizás no sea satisfactorio para todo el mundo»