Este viernes la nueva ministra de Trabajo, Raquel «Kelly» Olmos tildó de «liberal» y cuestionó los datos del economista Fortunato Seco, al que dijo escuchar «siempre cada vez que lo ve en los medios». Pero este economista no es más que un personaje ficticio creado por el periodista Marcelo Longobardi.

En diálogo con el periodista en su programa de radio en CNN, la ministra vivió un insólito momento.

Leé también: Desarrollo Social gastará casi 2 mil millones de pesos en yerba mate

-«Un amigo economista me informa que no llegamos a 90.000 millones», inició Longobardi.

-«Va a ver que lo vamos a superar. Usted me habla de un economista anónimo, yo le pongo con nombre y apellido que vamos a superar los 90.000 millones y vamos a acercarnos a los 100.000 millones de dólares», respondió la funcionaria del Frente de Todos.

-«Le quito el anonimato, es el doctor Fortunato Seco, es un economista muy conocido, el economista Fortunato Seco», insistió el periodista en un tono serio al referirse al personaje que interpreta Rolo Villar en el programa Cada Mañana.

En ese momento la funcionario no pareció analizar la situación y se lanzó a responder de manera despectiva contra el persona ficticio: «Si, es de los mismo liberales que decían que íbamos a tardar de cuatro a cinco años en recuperar lo perdido en la pandemia».

Longobardi siguió la broma y redobló la apuesta: «¿Entonces, usted ha escuchado lo que dijo el señor Fortunato Seco?», a lo que Kelly Olmos le respondió: «Siempre lo escucho cada vez que lo veo en los medios. No compro su newsletter, eso sí», sostuvo.

En ese instante Longobardi reveló que el economista «liberal» es un personaje de su radio y que no existe. Un poco molesta y confundida la ministra respondió: «Ah bueno tiene mucha suerte. A mismo modo debe haber inventado la cifra que le adjudicó», cerró Olmos la chicana del periodista.

EL RECONOMIENTO DEL GRAN PROBLEMA DEL GOBIERNO: LA INFLACIÓN

En la misma entrevista radial la ministra se volcó a hablar de la inflación y reconoció que «la alta inflación afecta la posibilidad de la recuperación del salario» y reinvindicó las negociaciones paritarias llevadas adelante por el Gobierno. En ese contexto, desmintió que el presidente, Alberto Fernández, haya tenido un arreglo particular con Hugo Moyano, el líder de Camioneros.

Leé también: Victoria Donda defendió el manual que lanzaron desde el INADI: «No es una boludez»

«En la paritaria las organizaciones gremiales y de la patronal y no ha habido ningún tipo de diálogo de carácter político», sostuvo.

Seguidamente fue consultado sobre cómo hará el Gobierno para recuperar el valor del salario o cómo hará para bajar la inflación, a lo que afirmó: «Hay que poder quebrar la alta inflación y al mismo tiempo mantener este proceso de negociación que permita que en una economía que crece y cuya productividad también crece, la redistribución favorezca la recuperación de los trabajadores».

En ese contexto sostuvo que el Gobierno Nacional vino de «una postergación de los trabajadores con la gestión de Macri, que perdieron más del 24% en promedio de su capacidad adquisitiva solo por su crisis de gestión, sin pandemia ni guerra», se justificó.

«Hemos logrado un sistema de negociación entre trabajo y capital que es muy virtuoso y aspiramos a que con un marco macroeconómico que se vaya recuperando -como efectivamente sucede- se logre quebrar la alta inflación y los salarios permitan recuperarse de la inflación, aunque sea parcialmente», concluyó.

 

 

Además:

«Un bono para todes»: El reclamo de los movimientos piqueteros