Julio De Vido calificó de «estúpidos» a los dirigentes que quieren nacionalizar Edesur

El exministro de Planificación reapareció públicamente y salió a cruzar a quienes sugieren estatizar la empresa de energía: "Si nacionalizáramos Edesur, como dicen algunos estúpidos, nos quedaríamos hasta con sus deudas".
De Vido EDESUR
Créditos: De Vido EDESUR
Por: #BorderPeriodismo

En el medio de los cortes masivos del servicio de electricidad en el AMBA, el exministro de Planificación, Julio De Vido, arremetió contra los dirigentes del Frente de Todos que sugirieron estatizar Edesur. Para De Vido, avanzar con la nacionalización de la empresa sería un grave error, una «estupidez»: «Lo que debemos hacer es rescindir el contrato, resolverlo por su incumplimiento, y quedarnos con todos los activos físicos de la empresa porque son todos del Estado. Inclusive los locales que dicen ‘Edesur’ son nuestros», planteó el exfuncionario.

En ese sentido, De Vido lamentó que con toda «la ensalada que se hace contra Edesur», en los próximos días «va a volver a deprimirse la demanda, la queja y la voluntad política de recuperar ese contrato que está incumplido». «Cuando vuelva la energía y los días mas frescos, todo se olvida. Al que le volvió la luz en la casa y al Gobierno que no tiene muchas ganas de avanzar y a Edesur que se le va a permitir vender y rajar de acá», analizó De Vido.

Leé también: María Eugenia Vidal sobre la política: «Es un circo sin público»

En ese contexto, consideró que «la empresa no puede ser nacionalizada», y calificó como «estúpidos» a quienes lo sugirieron: «Si nacionalizáramos Edesur como dicen algunos estúpidos nos quedaríamos hasta con su deuda, entre ellas la que debe a CAMMESA. Nos vamos a quedar con el muerto».

  Vacunas coronavirus: Piden inclusión de personas con discapacidad en grupos de riesgo

En diálogo con AM 1010, agregó: «Que se lleven su empresa, su basura institucional que no sirve para nada, y nosotros nos quedamos con lo que es nuestro: el servicio, las redes y la infraestructura». El exministro de la gestión de Cristina Fernández, responsabilizó a la presidencia de Alberto Fernández por las problemáticas de la empresa y resaltó: «Esto pasa porque nos alejamos de la doctrina peronista desde el día siguiente a las elecciones PASO de 2019 cuando Alberto dijo que el dólar a $60 estaba bien».

«Alberto claramente no tiene ideología peronista, no le gusta, ama a Alfonsín y a todas estas modalidades socialdemócratas y es el presidente de nuestro partido, es todo muy loco, y además lo fue proscribiendo una lista que encabezaba Alberto Rodríguez Saá y quedó la pandilla en el PJ», siguió.

En otro tramo de la entrevista, De Vido hizo un reclamo puntual al Frente de Todos y citó: «La Constitución del ’49 tiene un artículo que es fundamental, el 40, que dice que el comercio exterior -estamos hablando del precio del aceite, la harina, el chancho, la vaca y el pollo en la mesa de los argentinos- es monopolio del Estado Nacional y que los servicios públicos son propiedad del Estado inalienable, que no puede venderlos, está prohibido. En la Constitución del ’94 no dice que no se podía privatizar el servicio… ahí está el problema, nos alejamos de nuestros paradigmas institucionales ideológicos del peronismo». Bajo ese análisis, pidió a los suyos defender los lineamientos plasmados en La Constitución.

  Aníbal Fernández calificó a "Chiqui" Tapia como un "cachivache de pacotilla"

Leé también: Indice de Felicidad: los países más y menos felices del mundo

Con más críticas al gobierno que comanda Alberto Fernández, De Vido habló de «la escalada inflacionaria» y advirtió que «el aumento de la tarifa plena del gas va a significar un golpe fuerte a los bolsillos de los sectores medios». «Lo mismo pasa con los combustibles, aumenta permanentemente e YPF es la primera que hace punta; no recuperamos YPF para que sea líder en el ajuste de la tarifa de la nafta sino para que frene las voluntades de las petroleras privadas, lamentablemente ese rol está muy distorsionado», cuestionó.

Sobre estos puntos, opinó que los incrementos indiscriminados se deben al arreglo con el FMI, que exigió «la quita de subsidios a los servicios y, en vez de salir del bolsillo del Estado, ahora sale exclusivamente del bolsillo de todos nosotros; el Estado tiene que emitir recursos para que lo podamos pagar». Al referirse al acuerdo con el Fondo, De Vido admitió estar de acuerdo con la negativa del diputado y exjefe de Bloque, Máximo Kirchner: Este tratado «no nos va a dar ninguna posibilidad, ni expectativa de progreso», auguró.

  El Gobierno deslizó que podría expropiar Edesur: "Todas las posibilidades están siendo analizadas"

Por el final, habló de las elecciones que se aproximan y admitió que no tiene ninguna esperanza de que el Frente de Todos gane: «No sacamos más del 40% de los votos, es game over».

 

SEGUÍ LEYENDO:

 

El BCRA consiguió un nuevo préstamo de la CAF

 

Cortes en Puente Alsina: los vecinos reclaman por el servicio de agua

Suscribite a nuestro newsletter
* Recibirás emails de cada publicación semanal
Notas relacionadas
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Con tu suscripción al Newsletter de Border Periodismo recibirás emails de cada publicación semanal.
* Recibirás emails de cada publicación semanal